La paritaria docente y la perspectiva de huelga copan la agenda

Los medios nacionales analizan en profundidad las negociaciones entre Gobierno y gremios docentes. El rol de la burocracia sindical y el planteo de la izquierda y los SUTEBA combativos frente a la paritaria “testigo”. El sábado en el portal de noticias Infobae reprodujeron las declaraciones que hizo a radio La Red Roberto Baradel, el secretario general de SUTEBA. Allí afirma que “el salario inicial que debería ganar un docente de jornada simple, para que al menos no sufra una pérdida de su poder adquisitivo actual, debe pasar de los $7.280 actuales a por lo menos $10.000, que se alcanzaría con un aumento del 37,5 % y que con la oferta de la Provincia llegaría a $9.000 en septiembre". Por su parte el diario La Nación, que le dedica la tapa a la paritaria docente, plantea que “la puja por la inflación, la falta de tiempo para ver los resultados de las promesas del Gobierno en acción y, sobre todo, la demora en la paritaria nacional docente se proyectan sobre todo el país y dan cuerpo a la amenaza de que, tal como pasó tantas veces con el kirchnerismo, las clases no empiecen a tiempo".

El matutino porteño agrega que "a la variable tiempo se le suma la brecha entre el tope de 25 % de aumento que quiere imponer el Gobierno y la demanda de los sindicatos, que oscila entre el 35 % y el 40 %. El cóctel es explosivo: pretensiones alejadas por un abismo y poco tiempo para acercarlas (…) Los gremios exigen un aumento de 40 %, es decir que el salario inicial, hoy de $ 6.060, trepe a $ 8.500. La UDA pretende además duplicar el incentivo docente, hoy equivalente a $ 510".

Frente a este escenario, desde el ministerio de Educación de la Provincia "no quisieron adelantar si impulsarían un acuerdo corto, semestral por ejemplo, a la espera de un horizonte económico más favorable. Es una alternativa que varios gremios están evaluando como viable para sortear el techo oficial y, a la vez, cubrirse frente a la inflación", sintetiza La Nación.

"Podríamos aceptar un acuerdo por seis meses siempre y cuando se compense toda la pérdida de poder adquisitivo y que la paritaria quede abierta para monitorear la inflación permanentemente", dijo a ese mismo diario el secretario gremial de CTERA, Eduardo López.

Más allá de la Provincia de Buenos Aires, que concentra el 40 % de la matrícula docente, y de la Ciudad de Buenos Aires, donde enseñan unos 80.000 maestros, buena parte del resto de las provincias necesitan que se defina la paritaria nacional para encarar cada una su negociación.

El panorama es particularmente complejo este año, en el que casi todos los distritos atraviesan dificultades financieras. La negociación con los docentes, en la que el Estado pone en juego su rol de empleador, funciona como paritaria testigo antes de la discusión con el resto de los empleados estatales.

Es además un examen decisivo para los gobernadores, en tiempos de números rojos y realineamiento político.

Especialmente atentas esperan San Juan, La Rioja, Formosa, Misiones, Corrientes y Santiago del Estero, que dependen de fondos de la Nación para pagar el nuevo piso salarial. Y no son las únicas. En Córdoba, Santa Fe y Tucumán la discusión está en marcha, pero quedó en stand-by hasta que haya novedades de la negociación nacional.

En otro reportaje radial, esta vez con Mitre, Baradel dijo que se está "lejos de que se avance en un acuerdo", y manifestó que "la decisión sobre el comienzo de clases la van a tomar los docentes. Son los que van a decidir la estrategia que vamos a llevar".

Horacio Vertbitsky, en su columna dominical de Página 12, señala que “los aumentos de precios (que el estudio estima en hipótesis de mínima en 4 por ciento en diciembre y enero y de máxima en 6 y 5 por ciento en esos meses) implican un retroceso del salario real a partir de septiembre de 2015 de entre el 9,7 y el 12,2 por ciento, con el consiguiente incremento de pobreza e indigencia. El piso del incremento salarial para recuperar ese poder adquisitivo perdido tendría que estar en torno del 35 por ciento y no del 20-25 por ciento que pretende Macrì. Ilusionado en la magia de las palabras, el gobierno insiste en que la inflación irá en descenso y por eso está dispuesto a aceptar el desdoblamiento de las paritarias que el kirchnerismo siempre rechazó, con la idea de aumentos menores ahora y una segunda vuelta en el próximo semestre".

Y en el mismo matutino, Mario Wainfeld agrega que “las paritarias docentes provinciales se desperezan, a contados días del inicio del ciclo lectivo. La bonaerense es de las más avanzadas, si se entiende por eso estar negociando con buenos modos pero muy lejos de un acuerdo. En otros territorios ni siquiera se tendió la mesa. Los reclamos de los maestros se formulan con números creíbles en la mano: algunos provienen de estudios propios, otros de consultoras afines al Gobierno. Ahora podrán agregar las cifras de Clarín. La gobernadora María Eugenia Vidal, consonante con la Casa Rosada, mociona dejar de lado la inflación pasada, que es real y mensurable, para atender a la futura que es virtual y cuyo quantum solo se funda en el voluntarismo macrista. He ahí una de las claves del pensamiento de la derecha económica cuando gobierna. El presente es espeso (para la clase trabajadora, cuando menos), pero el futuro será puro derrame y felicidad".

El máximo editorialista del diario kirchnerista afirma también que "la perspectiva de huelgas al comenzar las clases empieza a rondar la agenda: las hubo durante todo el segundo mandato de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. No en todas las provincias aunque sí en numerosas, empezando por Buenos Aires. La hipótesis de conflicto cobra forma y se torna inminente”.

Como se viene planteando desde La Izquierda Diario en diversos artículos, es necesario que los trabajadores de la educación, en este contexto, exijan plata para salud y educación y un salario igual a la canasta familiar. Ante la maniobra de los funcionarios del gobierno y que también plantean los dirigentes de CTERA y SUTEBA de la posibilidad de reabrir la discusión salarial a mediados de año para evaluar el progreso de la inflación, los docentes deberán ganar las calles junto a los sectores de trabajadores en lucha para enfrentar el ajuste que intentan imponer.

Es necesario reclamar un aumento ya, que lleve el salario inicial igual al costo de la canasta familiar, retroactivo al primero de enero, ​partiendo de un salario inicial de $12.000 ​y ajustarlo según la inflación durante el año.

Los dirigentes de SUTEBA le dan una mano a Vidal dejando pasar la negociación sin medidas de lucha. No vaya a ser que se imponga la lucha de los docentes combativos que reclaman asambleas, movilizaciones y plan de lucha para conquistar un salario igual a la canasta familiar y contagie a otros trabajadores que no quieren pagar los costos de la crisis y confluir en el paro nacional del 24 de febrero que convoca ATE.

Como dice la declaración del SUTEBA La Matanza al respecto, “el 24 de febrero está convocado por ATE un paro nacional de estatales, contra los despidos y el techo a las paritarias. Exigimos a SUTEBA-CTERA impulsar asambleas para decidir parar el 24 junto a los estatales de todo el país y llamamos a los docentes a tomarlo en nuestras manos y decidir en asambleas participar activamente y sumarnos al paro, que es la primer acción de lucha nacional contra el ajuste, los despidos, el techo salarial en las paritarias, los tarifazos, y la criminalización de la protesta social. Impulsamos participar en el mismo con nuestros reclamos”.


Fuente: La izquierda diario


 Sugerencia: Copie y pegue el título y/o fragmento del texto antes de compartir por Facebook.

 

Comentarios

  1. ¡¡¡A NO AFLOJAR COLEGAS!!!

    en Bs As llegaron a un acuerdo por el 40%


    El Gobierno mejoró la oferta a los docentes y están "muy cerca" de un acuerdo
    Ofreció un aumento en dos tramos: un primer incremento de 29% desde el 1 de febrero y un segundo, desde el 1 de julio, que llevaría la suba salarial a 40%

    http://www.lanacion.com.ar/1871576-el-gobierno-mejoro-la-oferta-a-los-docentes-y-estan-muy-cerca-de-un-acuerdo

    ResponderEliminar
  2. 29% hasta julio??? nos come la inflación.. a no aflojar el 38% o si no no comienzan las clases, y corte de rutas.. los docentes chaqueños tenemos que ponernos la camiseta

    ResponderEliminar
  3. La oferta de bs as es muy buena, ojalá acá nos ofrezcan lo mismo

    ResponderEliminar
  4. EL BARBUDO ESE LES VENDIÓ DE NUEVO, ME HACE ACORDAR A ROSITA

    ResponderEliminar
  5. El gobierno nacional fija montos en negro que son promovidos y aceptados por los gremios nacionales y abandonan a su suerte la recomposición salarial en los básicos de cada provincia. De esta forma, Nación solamente va a financiar el Fonid, la continuidad de los planes e infraestructura; desligándose del problema real que trae conflicto año a año que es la recomposición al básico de cada provincia”, sostuvo Eduardo Mijno, secretario general del gremio.

    Asimismo, recordó que los montos en negro no solamente son ilegales, sino también que deterioran la calidad del salario, “sin hacer distinciones entre un docente que recién se inicia y otro que tiene muchos años de antigüedad, situación que lleva a el empobrecimiento del salario real”, dijo.

    http://www.datachaco.com/noticias/view/64939

    ResponderEliminar
  6. Federación Sitech ratificó las condiciones que se mantienen hasta la fecha de no iniciar las clases, y advirtió sobre la campaña mediática a nivel nacional de una recomposición salarial alrededor del 40%, sin que se aclare debidamente que se trata de montos en negro y que el Ministerio de Educación de la Nación fijan una paritaria nacional sin tener escuelas a su cargo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario